PAKISTÁN

Etapas:

20/01/2014 Taftan -Dalbandin (290 Km en coche escolta).

21/01/2014 Dalbandin – Dhingar (294 Km en coche escolta).

22/01/2014 Dhingar – Lahore (51,5 Km en coche escolta) (931Km en avión).

23/01/2014 Descanso en Lahore

24/01/2014 Lahore – Amritsar (22,3 Km en coche escolta) (31 Km bicicleta). (Entrada en la India)

Pakistán

Nada mas pasar la frontera y entrar en Pakistán, soy conducido por un agente al cuartel de policía, donde hablo con el hombre al mando y le comunico mis intenciones de viajar en autobús hasta la ciudad de Quetta, para luego llegar a Lahore en tren.

Acto seguido me comunica que el autobús no es un medio seguro y que a partir de ese momento hasta mi llegada a Quetta, estaría bajo la escolta de los Levis de Beluchistan.

Colorado On The Road en el cuartel de policía de Taftan(Colorado On The Road en el cuartel de policia de Taftan)

Esa noche la pase en el cuartel bajo su protección, y a la mañana siguiente fui trasladado en un vehículo de los Levis de Beluchistan, junto con todo el material.

En cada puesto de control registraba mi pasaporte, cambiaba de vehículo y pasaba a estar bajo la protección de nuevos escoltas, a medida que acababa la juridisticción de unos y comenzaba la de otros.

COLORADO_ON_THE_ROAD_2(Colorado On The Road dentro del vehículo, junto a los Levis de Beluchistan)

El día lo termine en la ciudad de Dalbandin, y desde los primeros minutos de la mañana fui testigo de la heroica labor que llevan acabo los Levis de Beluchistan.

En la mañana de mi tercer día en Pakistán, nuevamente fui escoltado en un vehículo y a medida que avanzábamos hacia Quetta, los puestos de control eran mas numerosos debido a la zona de riesgo que atravesábamos, y ningún vehículo circulaba sin la protección de las fuerzas de orden pakistaníes.

COLORADO_ON_THE_ROAD_4(Colorado On The Road dentro del vehículo, junto a los Levis de Beluchistan)

Al atardecer y a escasos kilometro de llegar a mi destino, me dispuse a realizar el ultimo cambio de vehículo en el puesto de control. Pero la situación era diferente. La presencia de militares era la mas numerosa que había visto hasta el momento, y una larga caravana de vehículos se adentraba por la carretera en las rocosas montañas.

Saque mi cámara de video para grabar una toma del video documental que estaba llevando acabo de la región. En ese momento en que estaba levantado en el maletero de la furgoneta pick up, ocurrió la tragedia.

Una ensordecedora detonación seguida de una enorme bola de fuego, destrozando un autobús de pasajeros y provocando la muerte de 24 inocentes.

COLORADO_ON_THE_ROAD_5(Colorado On The Road en el momento exacto del atentado contra el autobús)

Paralizado por el terrorífico acontecimiento, permanezco inmóvil varios segundos observando la devastadora explosión. Solo el sonido de los disparos y el silbido de las balas, hacen que reaccione, salte del maletero y corra para salvar mi vida, poniéndome a cubierto detras de una pequeña casa que estaba a escasos metros de mi posición.

Todos los civiles abandonaron rápidamente la zona, todos menos yo. Estaba bajo la protección de los Levis de Beluchistan y debía permanecer con ellos. Me ordenaron que volviera al vehículo y espere durante  horas, observando el continuo ir y venir de militares y fuerzas del orden pakistaníes, a que pudieran trasladarme de forma segura a un cuartel situado a pocos kilómetros y pasar la noche bajo tu tutela.

Una vez en el cuartel, me esforcé por dormir unas horas, pero la  mente la tenia inundada de imágenes del terror de la guerra. Los Levis de Beluchistan consiguieron calmar mi estado, tratándome en todo momento con tremendo amor y cariño. Los Levis de Beluchistan, para mi los héroes de Beluchistan, me acogieron en sus brazos en todo momento, compartieron su comida conmigo ofreciéndome las raciones mas abundantes, me proporcionaron siempre el lugar mas cálido y confortable de la habitación para dormir, y en ningún momento me pidieron nada a cambio. Su único deseo es que toda persona que pase por ese lugar, pueda hacerlo de una forma libre y segura.

Por la mañana pasamos enfrente de los restos del autobús que sufrió el atentado del día anterior, y avanzamos por la única carretera que llega a Quetta atravesando la montaña.

Solo mi vehículo se adentro en la zona, no vamos mas que el conductor y un escolta que viaja en la parte trasera junto a mi. En el momento que dejamos atrás los restos metálicos del vehículo carbonizado con 24 almas, todo mi cuerpo se queda rígido y en tensión al ser consciente de la peligrosa zona que nos disponíamos a atravesar.

A los pocos minutos, detona una granada de mano a nuestro paso, alcanzándome una esquirla metálica de metralla en la cabeza. Rápidamente nos ponemos el escolta y yo a cubierto, tumbándonos en el suelo del maletero mientras el conductor acelera a fondo para escapar de las ráfagas de disparos.

COLORADO_ON_THE_ROAD_6(Colorado On The Road  en el momento del ataque)

La sangre empieza a brotar de la herida y pronto forma un charco de sangre. El conductor me lleva a una clínica cercana sin perder ni un solo segundo, donde me hacen un primer análisis y recibo atención sanitaria. Gracias a Dios, el escolta y el conductor salen ilesos y solo sufro una herida leve.

COLORADO_ON_THE_ROAD_7

(Impacto de la metralla de la granada en el vehículo)

Tan pronto como fue posible, me trasladaron al hospital militar de Quetta, donde me realizaron un chequeo completo y recibí la atención del alto mando militar, el cual me puso inmediatamente en contacto con mi embajada. El ejercito militar pakistaní, tomo la decisión de ponerme a salvo evacuándome en un avión de pasajeros hasta la ciudad de Lahore, donde me hospede en un hotel.

COLORADO_ON_THE_ROAD_8

(Colorado On The Road  recibiendo asistencia sanitaria)

Pase toda la noche en vela sin poder dormir ni un solo segundo. A las 10:00 de la mañana se presentaron varios hombres del servicio de inteligencia militar pakistaníes, para comunicarme que era noticia en todo el país, que mi imagen, mi ubicación y mis intenciones de ir a la India, eran de dominio publico. Podía ser nuevamente el medio para enviar el mensaje de terror por parte de los criminales que asolan el país de Pakistán.

Pero no iba a dar ni un solo paso sin comunicárselo a mi embajada, la cual decidió, que antes de ser trasladado, deba de recuperarme emocionalmente, para evitar ser ingresado por skock postraumático sin estar bajo la tutela de mi embajada.

Por lo que pase ese día en el hotel, fui escoltado en todo momento por los servicios especiales de seguridad del gobierno pakistaní, y a las 23:00, después de mas de 52 horas estando despierto, conseguí encontrar 7 horas de descanso.

Por la mañana fui escoltado hasta la frontera, donde salí de Pakistan y entre en la India.

Lamentablemente, estos sucesos  solo tienen eco en los medios de comunicación internacionales, cuando un turista extranjero se ve envuelto en ellos. Pero la realidad,  es que el conflicto bélico esta a las puertas de las casas de los  ciudadanos pakistaníes, y  diariamente policías y militares, dan la vida por proteger a los  ciudadanos de a pie del terror de la guerra.

Siempre estaré eternamente agradecido a las Fuerzas de Seguridad Pakistaníes, a la Embajada Española y al Ministerio de Asuntos Exteriores Español.

En mi corazón siempre llevare a los 24 fallecidos en el atentado del 21 de Enero, a los policías que perdieron la vida en los ataques del 22 de Enero, y a todos los Levis que protegen día a día la libertad de Beluchistan.

Cuando a travesee la frontera y entre en la India, se acabo la jurisdicción de la escolta. Me subí de nuevo a la bicicleta, la cual no había montado desde mi ultima etapa a Zahedan, y pedalee hasta la ciudad de Amritsar. A penas fueron 30 Kilómetros, pero en cada pedaleara un mensaje cobraba cada vez mas fuerza en mi cabeza: “Se acabo vivir con miedo”.

COLORADO_ON_THE_ROAD_(Colorado On The Road  nada mas pasar la frontera y entrar en la India)

En la noche que pasé en el hotel de Dalbandin, me dejaron leer un libro de un fotógrafo europeo, que viajo en coche hasta Bangladesh recogiendo las ideas de libertad de las personas que fotografiaba por el camino. Esa noche pensé mucho en mi idea de libertad, y escribí en mi diario de viaje personal, que ser libre significa:

“Vivir aprendiendo de las derrotas, y compartiendo las victorias personales,

vivir sin temer perseguir un sueño, luchando por el cada día,

vivir mostrándonos al mundo, tal y como somos,

vivir agradecidos, de ver una nueva mañana,

vivir, sin miedo”.

Anuncios

24 pensamientos en “PAKISTÁN

  1. Hey there Colorado, As a Pakistani i am so ashamed for the bad experience that you have had while in Pakistan and i am glad that you have recovered and are now safe, but at the same time i am glad that you were given the best possible protection by the Pakistani security forces i just hope we will one day be able to win the war on terror and you would be able to come back and visit Pakistan in more peaceful times.

  2. La realidad supera la más terrible ficción imaginable…y menuda tergiversación de la información por parte de los medios de comunicación incluidos contertulios, que todavía no han emitido una rectificación explicando lo ocurrido realmente y no lo que ellos se han inventado…
    Mucho ánimo y toda mi admiración… ¿Cómo podemos colaborar?

  3. Hola colorado , me alegra que no te aya pasado mas nada y que eso no te quito las ganas de seguir adelante.
    hace poco descubri tu pagina, ya e leido los diarios de : biciclown alvaro neil, salva rodrigez un viaje de cuento, titiribici pablo olias, pedaleando el globo pablo garcia y daisuke.
    bueno que Dios te siga protejiendo de todo mal y peligro.

  4. como diria una de nuestras madres: Pero hijo ¿ Que haces por esos mundos y esta noche abrigate que va hacer mucho frio ? te sigo y hasta te envidio. SUERTE Y CUIDATE

    • Muchas gracias por el artículo,

      Al parecer el señor Perez Reverte no se enteró de lo que sucedió en Pakistán y un mes después publica este artículo, lo curioso es que estuve con compañeros suyos del ABC en Delhi y estuvieron conmigo y el día 31 dieron la noticia real de primera mano.

    • Todavía estamos esperando a que Pérez – Reverte rectifique su información y pida perdón por su interpretación de la misma. Cuando el era reportero de guerra también se la jugaba y suponía un gasto para quienes le ayudasen en situación de dificultad, pero seguro que lo justificará por la noble acción de informar. Cada uno tiene sus motivaciones, la de Javier es tan válida como la suya, él no exigió que le protegiesen, se la está jugando él solo.

  5. La verdad es que me alegro mucho de que estes bien, pero no te entiendo, y perdona.
    Hay mucha gente que su trabajo consiste en arriergar su vida continuamente. Yo los conozco. Y por esto no comparto tu experiencia. Y me gustaria que creyeras tambien que esa misma gente en anonima, porque es muy fácil ser héroe rodeado de gente que te aclama, lo difícil es serlo en soledad, cuando el único testigo es el coraje, el honor, el valor. Como el de tus escoltas.

    • Eso que comentas Sergio es cierto, esa gente está luchando porqué el territorio dónde les ha tocado nacer sea en un futuro una zona segura y que todos los civiles que cruzan ese territorio salgan ilesos de esa zona. Hay muchas zonas de conflicto en el mundo, y puede que en el primer mundo no las conozcamos o ni pensemos en ellas.
      Nunca ha sido mi intención la de ensalzar el coraje, el honor o el valor de mi persona, sino transmitir lo que sucedió en Baluchistán, lo que sucede en esa zona. Y mostrar al mundo que los héroes en esa historia son los Levis de Baluchistán, organizados para dar protección a todos los civiles que pasan por allí.
      En cada puesto de control éramos decenas de civiles los que acatabamos las órdenes de esos héroes que de forma anónima y desinteresada se ofrecen para protegerte.
      Respeto que no compartas mi experiencia, espero haber aclarado algún punto de los que no entendías.

  6. YA TE ESTOY QUERIENDO COLORADO . TE ESCUCHE AYER EN LA RADIO Y ME ENCENDÍ
    DE SUEÑOS Y PENSAMIENTOS LINDOS .
    TENGO A MI AMIGO EL COLO CON EL QUE ANDUVIMOS EN UNA BICICLETA DOBLE POR URUGUAY HACE AÑOS .
    YA LO ESTOY LLAMANDO PARA VOLVER A LA RUTA

    GRACIAS PABLO BAEZ ESCOBAR LA PLATA
    SI VENIS POR ACA MANDAME MESAJE a pablobaezescobar@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s